Mientras muchos desarrolladores están empezando a dejar de un lado Google Glass, una Startup de Massachusetts llamada Brain Power está desarrollando aplicaciones para la Smartglass de Google para ayudar a los niños autistas a aprender habilidades sociales y de comunicación. La aplicación a su vez proporcionará información a los cuidadores sobre cómo ayudar a los niños en su día a día.

Brain Power y Google Glass para ayudar a niños con autismo

Brain Power y Google Glass para ayudar a niños con autismo

The Empowered Brain, una suite de apps diseñada por Brain Power, provee a padres y niños las herramientas necesarias para identificar y evaluar los desafíos y síntomas de autismo, utilizando la gamificación. La herramienta registra datos neuronales y monitorizan el comportamiento, los procesan y proporcionan feedback.
Brain Power hace hincapié en el hecho de que Google Glass no es un juguete, es un equipo sofisticado que tiene sensores incorporados, y con patentes pendiente de aprobación que lo convertirán en un dispositivo biomédico.

Según el neurocientífico Ned T. Sahin, quien desarrolló la aplicación, “Google Glass tiene una ventaja porque mantiene a los niños con autismo conectados con sus familias y el mundo real… El software de Brain Power ayuda a los niños a interpretar las expresiones de los miembros de la familia a través de una serie de juegos y ejercicios”…
De acuerdo con Sahin, Google Glass es ideal para ayudar a los niños con autismo, ya que el acelerómetro permite controlar gestos de la cabeza para realizar un seguimiento cuando los niños ven a sus padres.

Según Sahin en el mercado existen soluciones para iPad que demuestran que los niños con autismo son perfectamente capaces de interactuar con la tecnología, pero un iPad es un arma de doble filo:
“Muchas familias encuentran sus hijos pegados a la pantalla, mirando hacia abajo y lejos del mundo, potencialmente más aisladoa. Google Glass les permite mirar hacia arriba, mientras nuestras aplicaciones les dan la posibilidad de tener contacto visual y participación social “.

La app vuelve a demostrar el poder de la tecnología para ayudar a las personas, y solamente ésta app para ayudar a niños con autismo, suple todos esos comentarios de aquellos que quieren “matar Google Glass”.

Vía Brain Power / Tech Crunch